RSS

¿Trump o Clinton?

07 Nov

Muy buenas, ¿qué tal?

Llevaba un tiempo sin pasarme por aquí y veo que hay mucho temas que requieren de mi opinión o información. Se me acumula el trabajo, la verdad.

Como tema más candente y urgente, están las elecciones a presidente del Gobierno de los Estados Unidos.

Sin entrar en juicios de valor sobre quien prefiero que gane, es evidente que, gane quien gane tendrá repercusión mundial.

Dado que este es un blog económico, o pretende serlo, voy a centrarme en el programa económico que ofrecen ambos candidatos.

Como dos polos de un mismo imán, los programas nada tienen que ver.

Mientras que Donald Trump se centra en recortar impuestos y eliminar los tratados de libre comercio, Hillary Clinton aboga por incrementar impuestos, especialmente a los ricos, incrementar inversión en formación y reducir impuestos a las empresas que generen empleo y contraten a americanos.

Ahondemos en el tema:

Donald Trump está a favor de recortar impuestos, así como de reducir los tramos impositivos de los 7 que existen en la actualidad a tan solo tres. Y, de paso, reducir el mayor de los tramos del 39´6% al 33% (es decir, sería como bajar el IVA en España del 21% al 17,5 %. Por ejemplo una entrada de cine pasaría de costar 9,5 € a costar unos 7,91 €, 8 por redondear).

Hillary Clinton mantendría los niveles impositivos y, además, añadiría un tramo más, destinado exclusivamente a los ricos. Con este tramo extra, quiere financiar la educación universitaria gratuita para las familias menos pudientes.

Donald Trump propone una deducción por cuidado de hijos que cubriría el coste medio  habitual, mientras que Clinton defiende limitar el número de deducciones de los contribuyentes hasta el 28%, lo que supondría que los ricos no estuvieran tan favorecidos como lo están en la actualidad (cuando más ingresa uno, mayores deducciones tiene).

Donald Trump propone, también, eliminar el impuesto estatal conocido como “impuesto de la muerte”. Este impuesto sólo se aplica cuando las ganancias de una persona se incrementan por el hecho de casarse. (Es decir, pagas más por estar casado porque tienes más ganancias, aunque no sea así).

El candidato republicano pretende reducir el impuesto de las empresas americanas (impuesto de sociedades) del 35 al 15%.

Ninguno de los candidatos han hecho propuestas sobre el gasto público en pensiones, seguridad social, asistencia médica o cuidados médicos. Los fondos que se necesitan para tales partidas, se espera que se generen, sin que quede claro de dónde saldrá el dinero y sin aumentos de impuestos.

Por otro lado, Trump quiere replantear los acuerdos comerciales en los que está involucrado Estados Unidos, para comprobar si son beneficiosos. En este sentido, ha prometido ser inflexible con todos aquellos países que violen o incumplan los acuerdos, incrementando los impuestos y aranceles y actuando contra ellos ante la Organización Mundial del Comercio. Concretamente, ha dicho que etiquetará a China como “manipulador de divisas”. Ojo con el tema.

Trump ha dicho que aumentará todo aquello que entre en Estados Unidos proveniente de México y de China en un 35 y 45%, respectivamente. Es decir, una televisión fabricada en México que cueste 100, pagará (su empresa) 135 para exportarla a Estados Unidos. Toma ya.

Se supone que esta medida va encaminada a fomentar el consumo interno americano, es decir, que se compre en América lo fabricado en América. Evidentemente, México podría obrar igualmente para lo fabricado en Estados Unidos, lo que dificultaría salir al mercado exterior para las empresas americanas.Como dato, en 2015 México compró cerca de 267 billones de dólares en bienes americanos, siendo el segundo mayor exportador para Estados Unidos.

Ni que decir tiene que Hillary CLinton opina que esta medida conduciría a una guerra comercial altamente perjudicial para Estados Unidos.

Respecto al tema del empleo, ambos candidatos han prometido generar empleo pero de modos distintos.

Trump focaliza su plan de empleo en invertir en infraestructuras, recortar el déficit comercial, bajar impuestos y quitar normativa con el fin de ayudar a las empresas a contratar. Propone crear 25 millones de puestos de trabajo en los próximos 10 años y conseguir un crecimiento anual del 3´5%.

Clinton, por su parte, se centra más en las inversiones en formación, pagadas a costa de los más ricos. También gastar e invertir en nuevas energías.

Pese a todo, tienen algún punto en común:

  • Quieren evitar que las grandes empresas americanas establezcan sus cuarteles generales fuera de Estados Unidos para no pagar los altos impuestos actuales.
  • Quieren eliminar los impuestos a los fondos de inversión.(Extranjeros)
  • Oposición a la Alianza Trans Pacífica

No queda muy claro cómo pretenden hacerlo, si bien hay un trasfondo de incremento de impuestos, los número no parecen  ajustar. Ya se sabe, del dicho al hecho hay un buen trecho.

En fin, que resultará gracioso, cuando menos, si gana Hillary ver como le incrementa los impustos a Donald Trump.Y, claro, no es sorprendente que Trump vaya diciendo que no admitirá el resultado de las elecciones… si no gana.

La suerte está echada, que diría áquel…

 

 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en noviembre 7, 2016 en Uncategorized

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: